PERO... ¿COMO LO HACES?

Imaginarnos como se hace un dibujo parece fácil. Es decir, todos podemos visualizar en nuestra mente a alguien dibujando con lápiz y papel, o incluso frente al ordenador (aunque nos parezca algo más complejo, o desconocido). Pero, tener una visión completa del proceso de trabajo es casi imposible a no ser que te dediques a ello, o seas una persona muy curiosa e investigues.

Esta es una de las razones por las que socialmente esta profesión no está valorada como se merece, por el desconocimiento.

Por eso quería explicar cual es mi proceso de trabajo, aunque seguramente no coincidirá con otros profesionales de la ilustración por qué, como en todas las profesiones, "cada maestrillo tiene su librillo" , y todo proceso creativo es viable mientras consigas el resultado que buscas.

Vamos a ello.

DOCUMENTACIÓN

Al comenzar un nuevo proyecto, sabes cual es el objetivo pero no tienes claro como llegar a el. La razón es que cuando creas algo, no existe solo una respuesta a tus preguntas, más bien hay infinitas formas de representar cualquier cosa. Esto es lo maravilloso y complejo (a veces tormentoso) de poner en marcha una nueva ilustración.

En esta fase intento ayudarme de mi imaginación y de todas las imagenes posibles que pueda encontrar en internet, referentes al tema, personaje, ambiente..., inicialmente todo vale. Más tarde será necesario filtrar lo realmente interesante para ir centrando la composición.

BOCETO

Una vez que tengo claro que imagenes o ideas propias pueden servirme, paso a realizar un boceto con el que ir plasmando las ideas y poder visualizarlas en su contexto. Se trata de trazar líneas generales que no tienen porque ser perfectas ni limpias. Este que os muestro está bastante limpio...pero no es lo habitual...

 

DIBUJO

El boceto ya tiene forma y el resultado es el que busco.

Ahora es momento de limpiar esas líneas y dibujar. Seguramente ya serán las líneas o contorno definitivo, pero no hay ilustración que se salve de hacer alguna modificación a lo largo del proceso, aunque deben de ser mínimas ya que según avanzo, los cambios suponen hacer muchas variaciones en todas las fases, y eso en ocasiones arruina la ilustración.

Trabajo con Ilustrator y Photoshop, y según el software que utilizo varia el proceso de creación, pero el orden de estas fases viene a ser el mismo.

También es frecuente que mientras estoy dibujando, el boceto sufra variaciones. Una vez que las líneas van quedando claras, el dibujo adquiere otra perspectiva y es posible que decida eliminar, añadir o modificar líneas que dibujé en un primer momento.

 

COLOR

Esta es la parte divertida. Siempre pienso al colorear, en esa sensación que sentimos desde bien pequeños, en la que ves que ese dibujo simple comienza a cobrar vida. Me parece fascinante...

Pero como todo, esto no es tan banal.

Los colores determinaran el caracter de la ilustración y plasmarán el mensaje que nos proponemos transmitir. Atraerán la atención, agruparán y resaltarán elementos, crearán estética y generarán, climas y emociones. Casi nada....Si erramos en la elección de colores, todo se viene abajo. Por muy bien que dibujes...

Por tanto, lo que hago es elegir una paleta de colores que según mi criterio sea acorde al contenido. Y esto a veces es una odisea. Suelo tener en cuenta la armonia del color, primarios, secundarios, terciarios...

Ahora el dibujo esta relleno, pero plano. Es momento de crear dimensiones.

 

 

VOLÚMENES

Crear volumen no es más que jugar con las luces y las sombras. Crean profundidad y cierto realismo (que no dibujo realista) al dibujo.

Para ello empleo tonos más oscuros para las sombras y tonos claros para las luces.

No siempre empleo esta técnica, hay ilustraciones que se benefician de ser planas, porque se crean con la ausencia de volumen, ya que en estos casos, es precisamente lo que la ilustración pretende transmitir.

En este caso, esta super heroina ahora tiene dimensiones. Con estos retoques ha cambiado completamente la visión del dibujo, y elementos que pasaban desapercibidos, pasan a ser casi protagonistas.

Ya solo falta definir el BACKGROUND, la composición del fondo.

Esto requiere pasar por las mismas fases por las que ha pasado el personaje, tal cual. No es simple. En ilustraciones en las que he enmarcado al/los personajes en algún enclave o situación, hay que emplear las mismas técnicas. De este fondo dependerá que la proyección de la ilustración sea la deseada.

En este caso, como veis, he utilizado un fondo plano con forma circular, muy simple. El objetivo era darle todo el protagonismo al personaje.

Escribir comentario

Comentarios: 0